¿Hay remedio para el cansancio constante?

¿Sientes cansancio constante sin causa aparente?

¿Te has preguntado más de una vez la razón? ¿Hay remedio?

Hay muchas posibles causas por las que podemos sentir un cansancio constante. Es importante antes de nada descartar otras enfermedades, pues la fatiga puede ser un síntoma derivado de otras enfermedades.

La astenia es un trastorno caracterizado por una sensación continua de cansancio físico e intelectual, debilidad y falta de vitalidad generalizada sin una causa aparente.

Los síntomas principales son el cansancio, el agotamiento, la debilidad y la apatía. Pero también pueden aparecer otros síntomas como la pérdida de fuerza, la sensación de mareos, palidez, frialdad corporal y de extremidades, dificultad para digerir, diarreas líquidas o blandas, infecciones de repetición, pérdida de interés por la sexualidad, esterilidad, dolor de espalda, sudoración nocturna, incontinencia urinaria, edemas, pérdida de audición y acúfenos.

La llamada astenia primaveral es la que afecta a un mayor número de personas. Este tipo de astenia, de carácter leve, da lugar a síntomas poco alarmantes y de corta duración, remitiendo normalmente al cabo de unos días.

Los expertos coinciden en señalar que la clave para combatir y prevenir la astenia es mantener unos hábitos de vida saludables: llevar un ritmo de vida ordenada, respetar las horas de sueño, mantener unos horarios fijos para acostarse y levantarse, realizar ejercicio físico moderado y llevar una dieta saludable y equilibrada.

 

La astenia según la Medicina Tradicional China

En Medicina Tradicional China, la energía vital es denominada Qi y se estudia que una deficiencia de esta energía, es decir, un Vacío de Qi, es la causa biológica principal de la astenia y falta de energía. Unida a esta deficiencia, suelen estar otras insuficiencias como la de la Sangre, de Yin y de Yang y de la energía esencial o Jing.

También en Medicina Tradicional China se tiene en cuenta que las emociones negativas (miedo, enfado, ansiedad, preocupación y tristeza), especialmente si son muy intensas, son factores muy importantes para generar Vacío de Qi.

Es preciso entender también, que este Vacío de Qi es además un síndrome importante que da lugar a alteraciones específicas y puede ser un factor agresor en el desarrollo de muchas patologías.

 

Remedios naturales para el cansancio

Espirulina:

Según diversos estudios, entre otras propiedades, la espirulina es una fuente importante de proteínas, nutrientes, vitaminas y minerales que estimula el sistema inmunitario, regula la presión arterial y reduce el colesterol. Atletas olímpicos la consumen para mejorar su rendimiento deportivo y la NASA enriquece con espirulina la dieta de los astronautas.

  • Por su gran riqueza nutritiva la suelen usar personas con fatiga, decaimiento o astenia, estrés físico o mental.
  • Su contenido en Hierro y otros minerales, lo convierten en un complemento alimenticio a tener en cuenta en casos de desmineralización, falta de Hierro o dietas vegetarianas.
  • Su riqueza proteica hace que se use en preparaciones deportivas de gran esfuerzo físico, ya que las proteínas son necesarias para conservar y aumentar la masa muscular.
  • Al ser un alimento saciante y bajo en calorías puede ser de ayuda en dietas de control de peso.
  • Por su contenido en fibra, es de ayuda para regular el tránsito intestinal.
  • Por su contenido en betacarotenos, luteína y zeaxatina muchas personas la usan como antioxidante y potenciador del bronceado al tiempo que protegen la piel de los radicales libres.

Fitoterapia China Tradicional:

La Medicina Tradicional China nos ofrece la milenaria fitoterapia para la corrección biológica de este Vacío de Qi, que unida al alga espirulina da como resultado una completísima fitoterapia de objetivo energizante.

Espirulina (Spirulina platensis), Ginseng (Panax ginseng C.A. Meyer.), Poria (Poria cocos Wolf), Atractilodes (Atractylodes macrocephala Koidz.), Angelica (Angelica sinensis Diels), Astragalo (Astragalus membranaceus Moench), Remania (Rehmannia glutinosa (Gaertn.) DC.), Morera (Morus alba L.), Schisandra (Schisandra chinensis (Turcz.) Baill.), Ophiopogon (Ophiopogon japonicus (Thunb.) Ker Gawl.), Dioscorea (Dioscorea opposita Thunb.), Mandarina (Citrus reticulata Blanco).

Otras medidas de apoyo contra el cansancio:

La Medicina Tradicional China ha estudiado que la generación de Qi por parte de nuestro organismo procede principalmente de la energía del aire captada y asimilada por el Pulmón por una parte y de la energía de los alimentos captada por el Bazo.

Por lo tanto, los hábitos diarios condicionan nuestro estado energético y, en algunas situaciones de cansancio, la regulación de estos hábitos nos ayudará a recuperar el tono vital adecuado.

  • Una dieta adecuada, sin lácteos, carnes rojas, azucares refinados o estimulantes como el café, té, cacao o tabaco.
  • Dormir 8 o más horas al día.
  • Evitar y controlar el estrés.
  • Realizar ejercicios de relajación y respiración profunda para calmar al sistema nervioso.