Miomas uterinos desde la MTC

Los miomas uterinos son masas tumorales de carácter benigno que se forman en el cuerpo del útero.

Los miomas uterinos son los tumores más frecuentes del aparato reproductor femenino. Se estima que aparecen en un 25% de mujeres en edad reproductiva y hasta en un 40% de mujeres en edad inferior a los 50 años. En muchas ocasiones son tumores asintomáticos, pero lo más frecuente es que produzcan alteraciones menstruales (hipermenorreas y hemorragias intermenstruales), dolor abdominal y síntomas de compresión.

Pueden ser de dimensiones muy diferentes, microscópicos o de un tamaño mayor que ocupe todo el útero . Según su posición en el útero, hay tres tipos de mioma uterino: subseroso (en torno al 55 % de los miomas son de este tipo), intramural (abarca el 40 % de los casos) y submucoso (solo el 50 % de los miomas son de esta clase). La gran mayoría de los miomas uterinos son de carácter benigno, pero es conveniente vigilar los que tienen un crecimiento muy rápido.

La causa exacta de los miomas uterinos no está bien establecida. Pero hay evidencias que sugieren que requieren de los estrógenos para su crecimiento, se acepta que es un tumor estrógeno-dependiente.

Clásicamente, el tratamiento de elección ha sido quirúrgico, preferentemente la histerectomía en las pacientes que han completado su fertilidad y la miomectomía en las que desean conservarla. En la actualidad se utilizan tratamientos más conservadores, como la utilización de análogos de la hormona liberadora de gonadotropina (GnRH) o la embolización arterial uterina.

 

 

Miomas uterinos y Medicina Tradicional China

En Medicina Tradicional China han estudiado las causas biológicas de los miomas, los síndromes biológicos alterados que propician el terreno en el que se pueden dar lugar el desarrollo de cada mioma:

 

  • Miomas por Estancamiento de Qi:

Se expresan en el contexto sintomático propio del Estancamiento de Qi, es decir, del estancamiento enzimático y neuroendocrino en el ámbito uterino. Así pues, suspiros fáciles, emotividad hipersensible y melancolía fácil, memoria imprecisa y concentración o inteligencia incapaces como síntomas de fondo. Con estos síntomas generales, el mioma uterino por Estancamiento de Qi presenta signos propios que terminan por definir el cuadro. La masa abdominal que lo constituye tiene cierta movilidad a la presión, induce distensión abdominal y molestias o dolor pélvico. La capa saburral es fina y húmeda y el pulso profundo y tenso. Además un examen ginecológico determinará que el útero está rígido y rugoso en superficie.

FITOTERAPIA CHINA: La fitoterapia debe pretender drenar el bloqueo enzimático, relajar el útero para aliviar el dolor e inhibir el exceso estrogénico o la hipersensibilidad receptora a los estrógenos que el útero expresa.  

 

  • Miomas por Estancamiento de Sangre:

El exceso de Estancamiento de Sangre en útero y pelvis induce muchas patologías propias de la mujer. Miomas uterinos, quistes endometriósicos de ovario, salpingitis crónica, dismenorrea, metrorragias (o amenorreas) y espasmos uterinos se explican, con frecuencia, en este síndrome.

Es preciso resaltar que en este caso los coágulos menstruales serán muy obvios, el violáceo color lingual y labial y el dolor pélvico agravado a la presión, también. El sangrado menstrual será profuso y retrasado o con un incesante goteo. El dolor menstrual se verá atenuado tras la descarga de sangre y la lengua purpúrea o violácea expresará equimosis en los bordes. En MTC se señala que los miomas por Estancamiento de Sangre son masas fijas y más sólidas y el rostro puede estar marcado por manchas cloasmáticas y por cutis seco.

¡Algo interesante! La enferma tiene sed pero no quiere beber o bebe poco, lo que lleva a una reflexión sobre la fisiología de la sed más allá del de un esquema banal de “tejidos secos que inciden sobre centros de la sed del hipotálamo que excitados inducen el acto de beber”.

FITOTERAPIA CHINA: En MTC se tiene en cuenta la acción específica que sobre estos miomas induce la Canela (Ramulus Cinamomi Cassiae) concretamente sobre el bloqueo sanguíneo en Lue Mai (microcirculación uterina) y la acción concreta de las Peonías (Radix Peonía Rubrae y Radix Peonía Lactiflora) sobre el dolor espasmódico pélvico.

 

  • Miomas por Estancamiento de Humedad-Mucosidades:

Los síntomas generales del síndrome de Humedad-Mucosidades ya los hemos estudiado exhaustivamente pero conviene recordarlos una vez más: Hinchazón y pesadez abdominal y pélvica, tendencia a la edematización, mucosidades obvias en nariz, garganta y en todo epitelio mucoso, pulso rápido y mudo. Lengua húmeda y con signos mucosos.

Junto a estos síntomas, se expresan los signos propios del estancamiento de agua y flemas en útero que son: masa miomatosa (no dura) al tacto, escaso sangrado menstrual o incluso amenorrea, leucorrea blancuzca y viscosa, aversión al frío, lengua violácea y capa saburral blanca.

FITOTERAPIA CHINA:  Es muy conveniente tener en cuenta que en este terreno de Estancamiento de Humedad y Mucosidades que explica miomas específicos es muy frecuente encontrar un Estancamiento de Qi asociado, por lo que la fitoterapia debe drenar la Humedad y las Mucosidades pero también este Estancamiento de Qi.

 

  • Miomas por Estancamiento General (Estancamientos de Qi, Sangre y Humedad-Mucosidades):

He aquí una situación biológica muy frecuente en la que en el interrogatorio se evidencia el cuadro emocional que define Estancamiento de Qi, pero es igualmente claro el cuadro que define el Estancamiento de Sangre e incluso el edema del tercer terreno Humedad-Mucosidades.

FITOTERAPIA CHINA: La fitoterapia debe drenar este Estancamiento general de Sangre, Qi y Humedad-Mucosidades.

 

 

 

Conclusión:

Los procesos miomatosos se describen en estos cuatro terrenos, pero no se trata de procesos biológicos estancos y separados sino imbricados entre sí de modo personal, lo que otorga a cada mioma una etiología llena de sutilezas propias que reclaman fitoterapia igualmente propias.

De hecho, el terreno nº1 en el que se define una etiología de Estancamiento de Qi como síndrome clave en la formación miomatosa, se presenta en la práctica ligado al terreno nº2 de Estancamiento de Sangre y a su vez las dos se matizan en un bloqueo de Xue Mai (microcirculación uterina) y en un déficit energético de Corazón y Bazo, es decir en una pobreza neuroendocrina y en un cuadro de mala digestión-malabsorción.

El terreno nº3 se explica la etiología de los miomas uterinos generados a partir de un edema y flemas adheridas a la fibras lisas musculares del miometrio, es decir de Humedad-Mucosidades. No obstante, este edema conlleva también un estasis sanguíneo (Estancamiento de Sangre) y frecuentemente un Estancamiento de Qi.

Finalmente, el terreno básico nº4 en que se describen múltiples estancamientos (de Qi, Sangre, Humedad, Mucosidades) supone además un Vacío energético digestivo (Vacío de Qi a Bazo).

En experiencia clínica China está la certidumbre de que la corrección fitoterápica de varios de estos terrenos conjuntamente, es la más alta garantía de control miomatoso.